34ªBRIGADA MIXTA

El 1º de enero de 1937, se constituyó en El Escorial la 34ª Brigada Mixta por la militarización de los batallones de milicianos del Ejército "Joven Guardia", "Agrupación de Ingenieros", "Aída Lafuente" y "El Escorial", que formaban la columna "Robledo". Pasó a formar parte de la 3ª División del I Cuerpo de Asalto en Madrid, con Fernando Barahona Pérez como comisario. El 1º de septiembre, Martín Gonzalo fue sustituido por el mayor de milicias Victoriano Marcos Alonso. El sector a cubrir por la Brigada era el de Cerro de San Benito-Atalaya Baja-Navalespino-Berroquillos-Malagón, en el frente madrileño. Era éste un frente estático, caracterizado por la guerra de trincheras con esporádicos golpes de mano y que la 34ª BM no abandonaría en toda la contienda. Por ello su Diario de Operaciones sólo registra tres acciones bélicas: en enero de 1937, un combate en el Cerro de San Benito; en abril, una operación sobre la Estación de Robledo de Chavela, y en junio, un golpe de mano sobre las posiciones nacionales de La Atalaya y Roñales y reconoce "por no haber tomado parte en operaciones de importancia, no ha tenido ocasión de recibir felicitación alguna". A pesar de ello tuvo más de 500 bajas con más de 150 deserciones, durante el año 1937.

En agosto de 1938, asumió la jefatura de la Brigada el mayor de milicias Leopoldo del Sur Gómez. Desde junio de 1937 hasta el final de la guerra, la unidad no salió de sus trincheras y en una única ocasión tuvo que repeler un débil ataque adversario. Lo cotidiano eran los morterazos y las evasiones al campo contrario en un continuo goteo que evidenciaba la baja moral de la Brigada y la porosidad de las líneas. Lo sorprendente es constatar la deserción de cuatro miembros de un batallón de trabajadores nacional, ¡a finales de enero de 1939!.

El 13 de marzo de 1939, después del golpe de Casado, fue nombrado jefe de la 34ª BM el mayor de milicias Julián García Sancho. En el comisariado se sucedieron, después de Barahona, José Jiménez Sánchez, José de la Vega Ruiz, Armando Príncipe Gutiérrez y Antonio Romero Cebrián. Sólo se conoce el nombre de uno de sus jefes de Estado Mayor, el capitán de milicias Leoncio Millas Cuejo que cesó el 25 de diciembre de 1938.

La 34ª BM se disolvió, como todas las del frente madrileño, el 27 de marzo de 1939.

Publicaba tantos periódicos como en operaciones bélicas participó: "Águilas de Robledo", "En Guardia" y "Treinta y Cuatro Brigada". (Carlos Engel)